EL PASE SANITARIO YA RIGE EN LA PROVINCIA: CÓMO ACREDITAR LAS VACUNAS Y LOS DETALLES DE SU IMPLEMENTACIÓN

EL PASE SANITARIO YA RIGE EN LA PROVINCIA: CÓMO ACREDITAR LAS VACUNAS Y LOS DETALLES DE SU IMPLEMENTACIÓN

Compartir esta Noticia

El pase libre con vacunas comenzó a regir este martes en la provincia de Buenos Aires con el objetivo de estimular la vacunación y, desde hoy, debe ser presentado por las personas mayores de 13 años para participar de actividades que supongan un riesgo epidemiológico como eventos masivos, de actividades culturales, deportivas, religiosas y recreativas, y la realización de trámites.

El gobernador Axel Kicillof aseveró hoy que el objetivo del pase sanitario “es que todos se vacunen” porque el objetivo “es proteger a la gente, no limitarla o impedirle”.

El pase, que busca estimular fuertemente la vacunación contra el coronavirus, servirá para acreditar la vacunación y poder llevar a cabo en espacios cerrados actividades culturales (como teatros o recitales), deportivas (como gimnasios o canchas de fútbol 5); religiosas (misas y celebraciones) y recreativas (como restaurantes y bares), así como la realización de trámites presenciales en organismos públicos y entidades privadas.

Desde hoy, debe ser presentado por las personas mayores de 13 años a través del certificado en cartón que dieron al momento de vacunarse o el carnet emitido por el Gobierno de la provincia de Buenos Aires o bien el que figura en el portal mi.argentina.gob.ar o en las aplicaciones VacunatePBA, Cuidar y MiArgentina.

En un comunicado, el Ministerio de Salud aclaró que, “si una persona se dio la primera dosis y no se cumplió el tiempo mínimo interdosis, podrá acreditar también el pase libre” y se remarcó que, “una vez que se cumpla ese plazo, deberá acreditar también la segunda”.

En ese sentido, el gobernador Axel Kicillof explicó hoy que “hace tiempo que en la provincia hay vacuna libre desde los 3 años en primera y segunda dosis” y reiteró el anuncio realizado ayer: “Ahora agregamos vacuna federal: inmunización libre y gratuita para todos los turistas argentinos o extranjeros en cualquiera las postas de todos los destinos turísticos bonaerenses”.

“El tema es proteger a la gente, no limitarla o impedirle”, expuso el Gobernador en declaraciones a Radio 10 y puso como ejemplo que se instalarán puntos de vacunación “cerca de lugares nocturnos”.

Así, si alguien desea ingresar en un restaurante, discoteca, teatro o bar y no cuenta con la vacuna, podrá inmunizarse en el momento. “Ayer nos reunimos con empresarios, turísticos, de la nocturnidad y gastronómicos, todos van a acompañar la medida de pase libre”, destacó.
En ese marco, Kicillof recordó que en la provincia un total de 14 millones de personas cuentan con una dosis y 12 millones y medio con la segunda.

“La campaña es tremendamente exitosa. La idea es que la gente se vacune. Por eso, el pase libre estará complementado por la vacuna libre federal”, insistió el mandatario.

Graficó que “aquel que se vacuna en primera dosis, como el nivel de anticuerpos es muy alto, también va a poder acceder al pase libre y tendrá seis semanas para darse la segunda dosis”.

El gobernador subrayó que se espera “una temporada récord”, con una afluencia de alrededor de 12 millones de turistas “no sólo en la costa, sino en la sierra, los ríos y lagunas y los destinos rurales”.

Por ello, instó a la población a mantener y profundizar las medidas de cuidado para evitar contagios de Covid-19 porque, dijo, “está habiendo un aumento de casos y hay que seguir alerta”.

En ese sentido, el ministro de Salud bonaerense, Nicolás Kreplak, aseveró hoy que el pase sanitario “es una obligación porque están todas las condiciones dadas para poder vacunarse” contra el coronavirus. “El objetivo es que la gente se vacune”, planteó el funcionario en declaraciones formuladas a radio El Destape y La Red.

El titular de la cartera sanitaria contó que hay “2 millones de bonaerenses que no se dieron la segunda dosis”, aclaró que “es gente que no es antivacunas, pero no completó el esquema” y resaltó que si se logra que ese porcentaje llegue a completar esquemas, “la Argentina pasa a ser el país del mundo más protegido”.

“No estamos buscando una quimera o algo inalcanzable, sino que tenemos que hacer un esfuerzo para ayudar a la gente o dar un empujoncito para que el que no terminó de hacerlo, llegue a vacunarse”, insistió. (DIB)

Comentarios