LA YERBA MATE Y SUS MÚLTIPLES PROPIEDADES

LA YERBA MATE Y SUS MÚLTIPLES PROPIEDADES

Compartir esta Noticia

Por Lic. en Nutrición Patricia Vitale – Matrícula 7400 – IG @nutrisalud.america

La Yerba mate es un árbol que crece en las cuencas de los ríos Paraná, Uruguay y Paraguay, en una región sudamericana que abarca la zona trilimítrofe entre los países de Argentina, Brasil y Paraguay. Los indígenas de esa zona, los Guaraníes, usaron este vegetal desde antiguo por sus propiedades alimenticias y curativas.

Hoy, la Yerba mate se usa en forma muy extendida no sólo en esos países, sino en otros como el Uruguay y Chile, y en torno de ella se ha forjado una fuerte tradición cultural. Hoy su uso difiere de la antigua manera de consumirla de los Guaraníes, quienes maceraban sus hojas por días y luego bebían esa preparación como un curativo para diversas enfermedades (reumáticas, intestinales, etc.) y como un elíxir reconfortante que les brindaba fuerza y energía.

En la actualidad, la forma de consumo es la infusión, la cual se realiza de dos maneras predominantes:

• En forma de té, para lo cual se cuela la Yerba mate o se usa el empaquetado comercial en forma de los típicos saquitos en que se prepara el té.

• En el curioso ritual del «mate cebado», para lo cual se necesita una vasija pequeña (llamada mate) hecha de frutos naturales, de madera o metal; la bombilla, un tubo de metal o caña con perforaciones en su parte inferior que, al sumergirla en el mate con yerba, hace las veces de sorbete y colador al mismo tiempo. El mate se «ceba» (se sirve) con agua caliente, pero existe la versión fría llamada «tereré».

Esta costumbre muy generalizada en toda una vasta región de Sudamérica tiene connotaciones culturales muy fuertes.

La Yerba mate se consume más por esa tradición que por sus muchas propiedades nutritivas y curativas.

Sus propiedades

En el caso de la yerba mate, los principios activos se encuentran en las hojas, por lo que se realiza una cosecha en forma de poda, que no perjudica al árbol. Sus propiedades terapéuticas y nutritivas no dependen de un solo principio activo, sino de todo el complejo.

Amplias y rigurosas investigaciones científicas señalan que la Yerba mate es un muy buen antioxidante, diurético y laxante natural. También tiene una poderosa actividad estimulante como tónico y hasta resulta preventiva de las caries dentales.

Otra de las acciones orgánicas de sus principios activos resultan muy apropiadas para combatir una de las patologías de mayor crecimiento en las últimas décadas: el sobre peso y la obesidad. Se están estudiando científicamente sus propiedades para quemar calorías y grasas, en un estudio sobre dos grupos de personas en Argentina y Chile. Los investigadores se sienten atraídos por la relación entre alto consumo de yerba mate y bajo porcentaje de obesidad, por lo cual están estudiando las propiedades lipogénicas y termogénicas del mate.

Se fabrican cremas y geles sobre la base de extracto fluido de yerba mate para tratamientos anticelulíticos. También se comercializa en forma de cápsulas para adelgazar, y se le atribuye la propiedad de disminuir la tasa de colesterol, en especial el llamado colesterol malo.

En cuanto a sus propiedades químicas, la yerba mate es similar al té verde, aunque mucho más nutritiva. Cantidades significativas de potasio, sodio, magnesio y manganeso están presentes tanto en las hojas como en la infusión . También están presentes las vitaminas B-1, B-2, C, A, riboflavina, carotena, colina, ácido pantoténico, inositol y 15 tipos de aminoácidos

La existencia de once polifenoles entre sus componentes hace que la yerba mate sea altamente saludable. Estudios recientemente efectuados en Estados Unidos indican que los polifenoles son poderosos antioxidantes que elevan las defensas naturales del organismo y lo protegen contra la destrucción celular que causa que el cuerpo se deteriore y desarrolle síntomas de enfermedad

La mateína, sustancia química de la familia de las xanteínas, también es propia de la yerba mate. Su estructura química es similar a la de la cafeína, pero con efectos diferentes sobre el organismo. Si bien la mateína, como la cafeína, es estimulante del sistema nervioso y promotor de la actividad mental, es diferente en esta última por no inferir con los patrones del sueño. Y contrariamente a las otras xanteínas, la mateína es también un diurético suave.

Comentarios